Conmigo Viajas

Podría contar mi viaje a Myanmar a través de sus amaneceres y puestas de sol.
En Yangón el reflejo naranja del sol sobre la inmensa estupa dorada de la Shwedagon Pagoda. Los rayos del sol de la mañana que iluminan tímidamente los miles de templos rodeados de niebla mientras decenas de globos aerostáticos alzan el vuelo en Bagan. La silueta del puente de teca en Amarapura. El color casi metálico del agua en el lago Inle mientras el sol se esconde tras las montañas tiñendo todo de color naranja. La serenidad que despierta observar el reflejo del sol del atardecer sobre las aguas del Salween en Hpa-An.

Myanmar antes era uno de los países más “herméticos” del mundo. Ahora abre sus puertas a más de 5 millones de visitantes al año (y subiendo). Sus maravillosos paisajes naturales y su hospitalaria gente convierten a  la antigua Birmania en una buena elección para viajeros en busca de sitios que todavía mantienen su esencia y no están (demasiado) invadidos por el turismo.

Visitar Myanmar ha sido como un viaje a través del tiempo. Los hombres aún visten el longyi, una falda tradicional de tubo hasta los tobillos que se anuda en la cintura. Las mujeres y niños llevan thanaka (una pasta hecha moliendo la corteza de un árbol) como cosmético y para protegerse del sol. La gente rural vive en chozas de bambú en medio de campos cultivados a mano, usando herramientas rudimentarias y carros de bueyes.

El budismo es la religión más extendida e incluso algunas de las aldeas más remotas tienen un templo para que la gente rece. Bamar es el grupo étnico dominante pero hay también muchas minorías étnicas, cada una con su propia cultura e idioma, algunas fuertemente oprimidas.

Viajar a determinadas regiones está prohibido y para otras se deben obtener permisos especiales.

En términos generales, la mayoría de la gente birmana es increíblemente amable y educada, siempre sonrientes hacen todo lo posible para que nos sintamos bienvenidos en su país.

Datos de interés

Hola (“tal y como yo lo entiendo”): mingalabá
Gracias: chesu temare (la ch y la r muy débiles)

Moneda: Kyat (MMK)                1€= 1.448 MMK  (Febrero 2017)
Huso horario: GMT +6.30
Visado (para españoles): yo lo hice online, para entrar por aire, en https://evisa.moip.gov.mm/ 30 días, 50€.
Enchufes: 220 V. No se necesita adaptador.

Artículos Relacionados

Cuéntame

Tu dirección de email no se publicará. Los datos obligatorios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR